El Ministerio de Agricultura ruso considera que un precio de 180-190 rublos sería un costo aceptable para una botella de vino (tasa oficial del dólar/rublo al 26.12.2017 es de 57,73 rublos por 1$).

Según la agencia de noticias TASS y el periódico Izvestia, Minagri está ofreciendo establecer un precio minorista mínimo (PMM) para los tal llamados vinos tranquilos de alrededor de 180-190 rublos por una botella de 0,75 litros.

El Director del Departamento de la Industria de Alimentos e Industria Procesadora del Ministerio Evgeniy Apkhashev considera que al establecerse desde un inicio un PMM alto, los fabricantes de mala fé podrían ganar a costa de un aumento brusco de los precios minoristas. Por ende, el ministerio desde ya propuso un precio mínimo inferior a los 200 rublos.

La autoridad rusa considera que dicha medida debería aumentar la calidad de los productos alcohólicos. “El precio minorista mínimo serviría de un punto de orientación para el consumidor a la hora de comprar dicha bebida de alcohol. El PMM le indicaría al consumidor que está tratando con un vino de baja calidad. Y en caso de añadir un determinado importe, se podrá adquirir una bebida aceptable”, – dice el Director Apkhashev.

El Ministerio de Agricultura tiene previsto enviar en primavera de 2018 el texto final del proyecto al Ministerio de Finanzas que establece los precios mínimos para el alcohol. Anteriormente el Ministerio de Agricultura había propuesto establecer un precio mínimo de 200-250 rublos por una botella. Actualmente en Rusia están establecidos los PMM para el vodka y vinos espumosos.

Fuente: http://agroxxi.ru

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *